La moda que nos dejó Kurt Cobain

Kurt Cobain y Courtney Love han sido la primera familia en generar tendencia. Luego vendrían la familia Beckam. Con sus pantalones denim rasgados y sus melenas despeinadas estilo grunge lucieron como estrellas en los premios de 1993 de la MTV.

Desde entonces, Smells Like Teen Spirit ha sido versioneada por incluso los teleñecos , y se han convertido en los disfraces de Halloween tan conocidos como Sid y Nancy o John y Yoko .

De sus muchos legados , Cobain nos queda su impacto en la moda. Se convirtió en fenómeno cultural del grunge y hasta el Corte inglés se apresuró por tener en sus escaparates camisas de cuadros de franela y pantalones rasgados.

Siempre nos quedará la imagen de Kurt en el videoclip Teen Spirit Smells Like , con el pelo en la cara y una camiseta a rayas verde. Este es exactamente el traje del actor Matt Dillon lleva en Singles película de Cameron Crowe, que salió en 1992 . La película fue un éxito en todo el mundo y dio lugar a un álbum de éxito donde cabían varias bandas de Seattle

Sin embargo, en el 20 aniversario de la muerte de Cobain y víspera de la inducción de la banda en el Salón de la Fama del Rock and Roll, esa imagen es lo que perdura. ¿Cuál debe ser recordado?

La camiseta sobre otras camisetas de manga larga debajo de las camisas de franela a cuadros. Los pantalones vaqueros deshilachados y raídos junto con los calzoncillos largos no fueron utilizados por Kurt por su diseño. Cobain llevaba estas ropas por que estuvo en la miseria en la mayor parte de su vida adulta. Era realmente muy pobre y hambriento. El pelo alborotado era porque no podía permitirse el lujo de champú. Para lavar el pelo utilizaba jabón barato.

Jean Paul Gaultier dijo sobre el grunge ” no es más que la forma de vestir cuando no tenemos dinero”.

Hay algo innegable sobre la naturaleza de los materiales de bajo costo – de mezclilla , franela , zapatillas de lona – que Cobain y compañía fueron elegidos por la única razón de que eran los únicos baratos.

Una característica de 1992 en Vogue fue una de las primeras revistas de utilizar la palabra grunge en un contexto de moda , y se convirtió en más que otro momento cultural en la historia de los adolescentes para mercantilizar .

Grunge no es bueno para el capitalismo de la Moda. Es anti-moda y peor aún, un recordatorio de la pobreza. El cómo se llevan las cosas, no lo que ellos son .

Todo lo que tocaba Cobain se convertía en tendencia así la camiseta de Sonic Youth usada cuando se suicidó hace 20 años se vendió en una subasta por más de $ 15.000.

La ironía es que la moda no puede sacar provecho de grunge, aunque ciertamente intenta monetizarlo, en la forma que adopta regularmente un fenómeno de la calle , la mastica hasta entonces escupirla por 10 veces el precio. La primavera de 1993 la colección “grunge ” Marc Jacobs “en Perry Ellis llegó a los titulares , pero ya era una parodia de sí misma. Hubo colecciones de pasarela que utilizaban materiales existentes : un montón de camisas compradas en una tienda outlet.

Siempre nos quedarán sus grandes canciones antes de que la industria y el mercantilismo se apoderaran de su legado.

Floyd the barber del primer disco de NIrvana

Vuelve la moda de los 80

Enamorado de la moda juvenil.. cantaba en los 80

 

 

 

Una época en que muchos ibamos a la EGB o hacíamos nuestros pinitos en el instituto o la universidad. Incluso muchos trabajamos.. si había trabajo para la juventud. Franco acabada de morir y todos teníamos ganas de hacer todas las cosas que habían estado prohibidas.

 

Los profesores nos educaban más o menos como es debido

 

profesores-80

Y lo peor y mejor de todo es que vuelven las ropas de los ochenta…

beisbolera ochentera

El plumífero ocehtnero con la parte de arriba de otro color:

plumifero ochentero

Las chupas de cuero con hombreras:

chupas de cuero con hombreras

Sólo falta que las chicas vuelvan a ponerse las camisetas interiores blancas paramarcar pecho como sucedía en mi instituto allá por 1988…

camiseta interior mujer blanca

Vuelven las curvas

chicas con curvas

Tradicionalmente se comía mucho en verano para acumular grasas con las que pasar el invierno. Lejos ya de la escasez de alimentos en invierno, nuestra sociedad ha elaborado mecanismos que nos dicen si nuestra figura está bien o no. Fruto de las modas, de las tendencias, de las marcas y cómo no de lo que piensen las grandes empresas sobre como conseguir más dinero, hay años en los que triunfan las tallas grandes en vez de las diminutas.

Quizás sea una exageración, pero hay que reconocer que las mujeres con curvas son las más deseables. Las modelos actuales con todos sus problemas de anorexia, abulimia, son modelos para visualizar vestidas. Si nos fijamos en los desfiles de lencería las modelos ya tienen otra presencia. Están delgadas pero tienen curvas. Un tanto por cien elevado de las modelos de pasarela presentan cuerpos horribles si las viéramos desnudas: huesos y huesos. Ningún canibal en su sano juicio se comería a una de estas chicas, ya que dan apariencia de ser cuerpos enfermos.

Si revisamos las revistas sobre cuerpos femeninos: Playboy y penthouse observareos qeu las portadas de los años 50, 60 y 70 eran chicas con muchas más curvas que las actuales donde triunfan la excesiva delgadez y los pechos operados.

modelo con curvas
chica con curvas
Hay que volver a las curvas si o si.